Vitalidad

¿Practicas el “mindful eating”?

5 abril 2016 — by siQuri.com2

main

Vitalidad

¿Practicas el “mindful eating”?

5 abril 2016 — by siQuri.com2

“Mindful eating” significa comer con plena conciencia. ¿Lo practicas?

Hoy en día comer con atención plena parece misión imposible. Algunos comen en el trabajo, muchos niños lo hacen delante de la televisión y otros recurren al menú del bar de al lado de la oficina para no perder tiempo. Sin duda, son malos tiempos para el “mindful eating” pero queremos darte algunas ideas y trucos para que aprendas aplicarlo en tu día a día.

Si eres de los que comen de pie cualquier cosa, de los que no ponen mesa o de los que repasan el correo electrónico mientras está almorzando, este post te va a ser muy útil.

¿Qué es el “mindful eating”?

“Mindful eating” es un término relacionado directamente con el “mindfulness”, que significa atención plena o atención consciente y que ha derivado en prácticas como la conocida meditación, que practican los budistas desde hace miles de años. Sin embargo, el término “mindfulness”, se comenzó a utilizar en los años 70 en Estados Unidos por psicólogos y psiquiatras que usaban esta técnica en sus sesiones con pacientes para tratar patologías tan conocidas como la depresión y la ansiedad.

El “mindful eating” pues, sería comer con atención o conciencia plena, prestando atención al alimento, evitando distracciones y centrándonos en el acto de nutrirnos.

Debemos evitar comer delante del ordenador
Debemos evitar comer delante del ordenador

Actualmente, el término “mindfulness” se ha desligado de su origen: la meditación vipassana budista. Es por eso que no tiene nada que ver con ninguna religión y que puede practicarlo cualquier persona independientemente de sus creencias espirituales. El “mindfulness” se puede aplicar a cualquier ámbito de la vida e incluso algunas escuelas están empezando a utilizar esta técnica para que los pequeños aprendan a concentrarse y a relajarse a través de la meditación.

¿Cómo podemos aplicar el “mindful eating”?

Queremos compartir contigo algunas recomendaciones para que el acto de comer sea más placentero y para que puedas disfrutarlo cómo te mereces. Al fin y al cabo, el “mindful eating” se parece bastante a aquello que las familias de nuestro país hacían hace unos 40 años atrás: reunirse entorno a una mesa y hablar de cómo ha ido el día.

  • Pon mesa. Los platos, la jarra del agua, las servilletas, el pan… Intenta que esté todo en la mesa para cuando te sientes y así no tendrás que levantarte a buscar nada a la cocina. Es muy agradable comer en una mesa bien puesta.
  • Apaga el televisor. Es una distracción que hace que comamos más de la cuenta y que no disfrutemos a nivel organoléptico de la comida. Si miras la televisión, ¿cómo vas a escuchar tu cuerpo?
  • Olvídate del móvil, la tableta y el ordenador. La tele no es bienvenida ni tampoco el resto de aparatos electrónicos. La comida no es momento para revisar el correo electrónico, mandar facturas o contestar llamadas de trabajo. Ponlos en silencio y apártalos de la mesa para evitar la tentación de mirarlos constantemente.
  • Mantén una conversación agradable con tu familia o compañeros. El momento de la comida es una buena ocasión para conversar con tus hijos o con tu pareja sobre la jornada. Si comes con los compañeros de oficina, evita hablar de temas relacionados con el trabajo. Intenta hablar de temas alegres o relacionados con hobbies o tu tiempo libre.

    mindful eating
    Disfruta de la comida rodeado de tu familia o amigos.
  • Mantener reuniones de trabajo durante una comida no es una buena idea. Hay que separar. No podemos comer a gusto y sentirnos bien con nosotros mismos si estamos, por ejemplo, cerrando un trato con otra empresa o debatiendo sobre los resultados del último trimestre. Las reuniones, mejor en la oficina en horario laboral.
  • Come con todos los sentidos. Observa tu plato, disfruta del aroma que desprende, nota cómo cruje o se deshace en tu boca… La comida hay que disfrutarla con todos los sentidos. Recuerda: la digestión empieza por los ojos. De esta manera, también reconocerás cuando tu cuerpo se siente saciado.
  • Da las gracias. No hace falta rezar ni comulgar con ninguna religión para agradecer la comida que tienes en la mesa. Puedes agradecer al agricultor la deliciosa lechuga de tu ensalada. O al granjero su rica leche. O a la vendedora del mercado su amabilidad cuando vas cada semana a surtir tu despensa. Simplemente, muéstrate agradecido de poder disfrutar de esta comida.

¡Bon appétit!

siQuri.com

siQuri.com

siQuri.com es una tienda online que vende exclusivamente productos tecnológicos alimentarios para la salud y el bienestar, alimentos funcionales y suplementos dietéticos naturales. Con siQuri.com colaboran tanto nutricionistas como chefs y expertos en alimentación y bienestar. Mediante una estricta validación de los estándares de seguridad, siQuri realiza extensos controles de todos los fabricantes y productos que vende, superando incluso los parámetros de los controles estándar exigibles legalmente.

2 comentarios

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *